10 conceptos clave de comunicación política para 2019

Estos son los 10 conceptos que serán clave en los procesos de comunicación política durante 2019. Esta relación de voces está dividida en dos partes. La primera que comprende cinco conceptos, se refiere a la utilización de las tecnologías para la integración social: la segunda, a los fenómenos de rechazo ciudadano que se han convertido en relevantes cambios políticos.

1. Inteligencia colectiva

Surge de la colaboración y combinación de conocimientos, recursos y habilidades de todos; puede verse como una fuente alternativa de poder mediático. Es una inteligencia repartida en todas partes, coordinada en tiempo real y conducida a una movilización efectiva de las competencias (Levy, 2004). El fundamento y objetivo de la inteligencia colectiva es el reconocimiento y el enriquecimiento mutuo de las personas. El ciberespacio se convierte en el espacio inestable de las interacciones entre conocimientos de colectivos inteligentes deterritorializados.

2. Narrativa transmedia

Es un tipo de relato donde la historia se despliega a través de múltiples plataformas de comunicación, y en el cual, una parte de los consumidores asume un rol activo en ese proceso de expansión (Jenkins, 2006). No se privilegia ningún medio en particular, sino que los consumidores van integrando la información que obtienen por diversos medios y, de ese modo, se va construyendo un universo narrativo. Luego del desarrollo de plataformas que cambiaron el ecosistema de medios como facebook, twitter e instagram, la cultura transmedia ha desplegado un mapa actualizado de ese campo híbrido donde las estrategias corporativas se cruzan con las tácticas de los usuarios (Scolari, 2013).

3 . Hipermediación

Son los procesos de intercambio, producción y consumo simbólico que se desarrollan en un entorno caracterizado por una gran cantidad de sujetos, medios y lenguajes interconectados tecnológicamente de manera reticular entre sí (Scolari, 2008). Los medios dejaron de ser vistos como un canal que transmite información para ser considerados un espacio de conflicto y construcción de hegemonías sociales, un lugar donde se expresan estrategias de dominación. Las hipermediaciones son configuraciones que superan a los medios tradicionales a partir de la construcción de identidades colectivas.

4. Netnografía

Estudia las características y las prácticas habituales de un grupo social concreto en la red (Redondas, 2003). Utiliza sistemas informáticos para rastrear grupos o comunidades virtuales, analizarlas, interpretarlas, recabar datos y dotarlos de sentido. La Netnografía 1.0 estudió paginas web, foros, chats, blogs, listas, grupos de noticias, listas y correos electrónicos (análisis de contenido y análisis de discurso/lingüística). La Netnografía 2.0 se basa en la recolección, análisis e interpretación de diferentes representaciones de un fenómeno o proceso de comunicación en uno o varios espacios o canales de internet (análisis de contenido, análisis de discurso, interpretación de la composición, métodos etnográficos/semiología, psicoanálisis, lingüística, etnografía).

5. Malestar mediático

El enfoque del media malaise refiere que la exposición a los medios, particularmente al entretenimiento en televisión, así como a comunicaciones de campaña que implican negatividad, tiene un impacto negativo en el compromiso cívico, ya que “limita el aprendizaje sustantivo sobre la política y promueve en los ciudadanos el cinismo” (Saldierna & Muñiz, 2015, p-37), la apatía y la desafección política (Luengo, 2013; Campillo, 2016; Sánchez Galicia, 2018), lo cual a su vez reduce la participación ciudadana (Torres-Ruiz, 2017).

6. Círculo virtuoso

En contraste con el enfoque del malestar mediático, las teorías de la movilización (Díaz Jiménez, 2017) sostienen que los medios y las campañas contribuyen a incrementar los niveles de compromiso cívico de los ciudadanos. Una de las teorías de la movilización es la del circulo virtuoso (Saldierna & Alvidrez, 2015; Moreno, 2016; Díaz Jiménez & Muñiz, 2017), según el cual, cuando las personas se exponen a la información de las campaña a través de los medios de comunicación y las nuevas tecnologías, éstas tienden a incrementar sus niveles de interés y conocimiento político, sus sensaciones subjetivas de eficacia y confianza política y social, así como sus niveles de activismo comunitario y político.

7. Desafección política

Se manifiesta como ausencia de pertenencia, aumento de disgusto, falta de representación, creciente desconfianza hacia las instituciones públicas y rechazo a los partidos políticos (Montero, 1994). También esta relacionada con una sensación de ausencia de poder y una frustración ciudadana por el poco entendimiento y participación en la toma de decisiones de carácter político (Campillo, 2016). Este desapego al régimen y su sistema de representación alcanza un polo negativo definido por una hostilidad completa hacia el sistema. No es descontento, es algo más profundo. Es un proceso de compuesto por la decepción, la desconfianza, la desconexión y el desinterés.

8. Teoría del caos

El caos y el desorden se imponen a partir de la constatación de diversas crisis simultáneas que aún cuando se expresan como “crisis económica”, “crisis de credibilidad”, etcétera, en el fondo, de lo que se trata es que la sociedad “ya no se percibe ella misma de manera coherente y es incapaz de conducir su unidad” (Tenzer, 2001). El caos, la incertidumbre y la sensación de desasosiego se asumen como un malestar que afecta a la sociedad. Ya no son más las instituciones estatales permanentes las que interesan como objeto de estudio primordial, sino las evoluciones, las crisis y las inestabilidades. Lo que permanece lleva el signo del desorden, la vulnerabilidad y la inestabilidad.

9. Cambio político

Es cualquier transformación que acontece en el sistema político. Cuando se presenta en el régimen político se está en presencia de transformaciones sensibles en uno o más de sus componentes (valores, normas y estructuras de autoridad). Es el proceso a través del cual actores, instituciones, posiciones de poder y reglas del juego dejan de corresponder a la lógica del régimen anterior. Este cambio de régimen que se le conoce como transición política ( democrática o autoritaria), puede ser continua o discontinua (en el marco de estructuras formales vigentes o por ruptura violenta), interna o externa (dependiendo del origen de las acciones que la motivan), acelerada o lenta, pacífica o violenta.

10. Legitimidad.

Se entiende por el conjunto de actitudes positivas hacia el sistema político considerado como merecedor de apoyo. La legitimidad supone un consenso activo y no pasivo (podría implicar coerción más que apoyo). Además del consenso, otros elementos que contribuyen al nacimiento de actitudes de apoyo al régimen son la existencia de tradiciones consolidadas que producen adhesión a ciertas instituciones; la difusión de un sistema de valores y creencias que justifiquen el modo en que se organiza y se utiliza el poder (Linz, 1978).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s